Tema 10: El telencefalo. XV

Núcleo ventral anterior y lateral: Relacionado con el control motor, Recibe aferencias del sistema estriado-palidal y cerebelo, proyecta a la corteza premotora (área 6) y a la corteza motora primaria (área 4). Forman los núcleos motores del tálamo.

El complejo posterior recibe aferencias plurimodales (visuales, acústicas, somestésicas) de diversas poblaciones neurales del mesencéfalo. Tiene conexiones con el claustro capsular y la amigada (derivados del palio ventral).

El complejo intralaminar consta de diversos núcleos intersticiales en la lámina medular interna. Reciben aferencia espinotalámica y del circuito estriado-palidal. Conectan con el estriado. Envían proyecciones modulatorias difusas (al contrario del resto de núcleo del tálamo).

El complejo lateral compuesto por los núcleos asociativos del tálamo. Sólo reciben aferencia corticotalámica de la capa VI. Conectividad recíproca con extensas zonas de corteza asociativa parietal, temporal y frontal. Procesa información cortical y debe colaborar en las funciones psíquicas de mayor complejidad. Gran desarrollo en el hombre. Núcleos: lateral dorsal, lateral posterior y pulvinar. Pulvinar es un núcleo superior de las funciones asociativas mentales. El pulvinar se subdivide a su vez en superior, intermedio e inferior. El territorio inferior del pulvinar se salta la definición y recibe aferentes retinianos y conecta con la corteza visual asociativa del lóbulo temporal. Además de la proyección cortical, algunos núcleos proyectan también sobre los núcleos del telencéfalo, que no son punto a punto. Parece ser que son evolutivamente más antiguas que las talámicocorticales.

El hipocampo es una región alocortical derivada del palio medial de la vesícula telencefálica. Su parte principal está situada en la parte superior de la cara medial del lóbulo temporal. Tres zonas en el hipocampo:

  • retrocomisural, detrás de las comisuras del trígono y cuerpo calloso.
  • supracomisural o indusium griseum, una delgada cinta encima del cuerpo calloso.
  • precomisural o tenia tecta, una pequeña cinta oculta delante del pico del cuerpo calloso.

La formación hipocampal Está subdividida en varías subregiones paralelas, cada una con una estructura característica, cuyas neuronas se interconectan formando un circuito reverberante cooperativo, el circuito intrínseco del hipocampo. El tamaño de la formación hipocampica en mayor en humanos que en primates, la importancia funcional ha aumentado con el progreso de las capacidades mentales de los homínidos.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *